Hay noticias que a uno le dejan boquiabierto congelado.
Esta vez la ciencia médica ha conseguido algo revolucionario. Médicos belgas lograron por primera vez en la historia de la medicina que una mujer quedara embarazada tras un transplante de tejidos de ovario congelados, y se espera que dé a luz a finales de septiembre o comienzos de octubre.
El campo de la criogenización o congelación -no se en este caso que era concretamente- está dando algunos pequeños frutos y sin ningún tipo de duda este lo es.